La maldición de Bly Manor ¿Igual a Hill House?

Ha llegado una autopsia más para este miércoles de #Coffincinema aquí en la morgue y es nada menos que el recién estreno que seguramente muchos esperábamos desde que terminó la primer entrega, hablo de la segunda temporada de La maldición de Hill House. Sin embargo, como ya habíamos dicho antes, poco tiene que ver con esa casa que nos hizo estremecer, partiendo desde el título que ahora lleva por nombre "Haunting of Bly Manor" o La maldición de Bly Manor.



Ubicándonos en la década de los 80, una profesora decide ocuparse del cuidado de 2 niños ingleses que quedaron huérfanos y bajo la tutela de su tío, que poco los procura. La institutriz acepta el trabajo y se muda a una ostentosa y misteriosa mansión, a su arribo comienzan a salir a la luz secretos realmente espeluznantes.


"Morir no significa desaparecer, y una Au pair lo descubre al caer en un abismo de secretos aterradores de este romance gótico del creador de la maldición de Hill house".

Reza la sinópsis oficial en Netflix.





Si bien ya sabemos de antemano que esta secuela indirecta estaría basada en la famosa historia de Henry James: Otra vuelta de tuerca, que al ser una de las novelas más influyentes en la historia del horror gótico, hemos tenido muchas adaptaciones cinematográficas como The innocents (1961), Los otros (2001), o la más reciente este mismo año: The turning; también sabemos que a su creador Mike Flannagan le gusta salir del molde y experimentar con recursos narrativos que te lleven más allá de la simple historia de humanos asechados por fuerzas fantasmales,


[Y es que ustedes mortales podrán no creerlo, pero los fantasmas somos entes muy complicados y a veces fascinantes.]


Esta no ha sido la excepción pues con el peso de saber que debía hacer algo equiparable en horror y trama como fue Hill House, optó por narrarnos otra clase de historia en la que los fantasmas y los sustos parecen pasar a segundo plano, pero conforme la serie avanza y los hilos narrativos toman el curso debido, sabrás que no hay elemento en esta historia que no sea pieza clave, sin embargo si lo que buscas es asustarte, es más probable que termines con una que otra lagrimilla en los ojos. Pues esta, a pesar de ser una historia de fantasmas, lo que hace es contarnos una historia gótica de romance y el horror poco tiene que ver acá.

Hill house partió de la premisa donde una familia se enfrenta a sus emociones en conjunto y de forma individual, representando así una tesis de las etapas de la depresión y como estas afectan en la vida de los personajes llevándolos a su límite. Bly Manor no dista tanto de este discurso íntimo e interpersonal, no obstante hace lo contrario, aquí tenemos como punto de partida un grupo de desconocidos que sin quererlo, terminan por formar una familia, unidos únicamente por trágicos recuerdos, sufrimiento, situaciones incontrolables y más que nada sus emociones.


Danielle Clayton llega a Bly Manor para averiguar respuestas de las que nunca hubo pregunta, pero no sólo a eso, si no a conocerse a sí misma un poco más. Bly Manor nos trae una lección muy importante: los fantasmas no sólo son espíritus inquietos que apagan las luces o que derraman tu café sin que nadie lo toque, No. También son nuestros recuerdos, nuestros miedos y nuestra habilidad para evadir realidades que pesan, que duelen.


Nos muestra la importancia de cerrar ciclos del pasado para dar pie a tejer nuevas historias en el futuro. Y nos sugiere superar los miedos que nos acongojan y aprisionan, sin dejarnos salir consumiendo todo a nuestro paso.



ALERTA DE SPOILER


Ahora que han quedado advertidos, vayamos a un análisis más detallado. Como podrán observar en cada uno de sus capítulos, (que por cierto a su vez están basados en distintas historias del mismo Henry James y comparte los títulos con cada uno de los episodios.) la trama gira en torno a sus personajes, a su desarrollo, sus antecedentes y de cómo influyen sus acciones y personalidad dentro del cuadro en general. Por partes la trama parece caer un poco y se vuelve confusa, esta serie es arriesgada puesto que exige mucha paciencia y sobre todo atención por parte de la audiencia, está llena de pistas, misterios y remolinos narrativos que si no captan tu atención en los primeros episodios difícilmente lograrás conectar con su desenlace. Una lectura que se puede hacer bastante correcta es que la serie nos habla del amor y de las relaciones psico-afectivas que muestran los personajes y que al final se centra en eso precisamente, una relación amorosa. Desde la toxicidad y vínculo enfermizo que se da entre la primera Au pair, Rebecca y el criminal Peter Quin, el amor de hermandad entre Viola y Perdita, el silencioso amor de Hanna y Owen, el amor propio representado por el tío Henry y haciendo que desemboquen todos a favor en la trama principal de esta historia, el amor valiente y trágico de Dani y Jamie, que siendo próspero termina por culminar en el mismo lugar donde comenzó.


Flanagann no busca una historia donde tú saltes del asiento, donde sientas que serás acosado por las noches a merced de fuerzas invisibles.

El busca darle una identidad al alma, a los fantasmas que se aferran a quedarse.

La dama del lago parece ser la órbita que mantiene a todos bajo su yugo, arrastrándoles a todos en ese mismo ciclo, la llave, el misterio completo que encierra la casa, una criatura sin piedad, sin sentimientos, sin rostro. Sin embargo en el octavo capítulo, que bien podría pasar por una cinematografía independiente al de la serie, se le da el rostro que hasta ese momento todos desconocíamos y es ahí cuando todo comienza a cobrar sentido, ya no son tramas y datos al aire, la historia se vuelve sólida y todo gana peso...


En conclusión para ustedes mis preciados lectores, esta serie puede parecerles un poco decepcionante cuando lo publicitan como terrorífico y escalofriante, sin embargo espero haberles dado una perspectiva distinta desde donde ver este show y captar su esencia, y es que en sí no hay algo más escalofriante que enfrentar nuestras propias emociones,

¿No lo creen?


Si ya la viste me encantaría saber tu punto de vista y opinión,

yo soy su Ghoul cinéfilo, disfruten este mes, que estamos más cerca y nos leemos pronto.





Entradas destacadas
Entradas recientes
Archivo
Buscar por tags
  • Facebook icono social
  • Twitter - círculo blanco
  • Icono social Instagram

Av Constituyentes 354, Panteón Civíl de Dolores, 11100 Ciudad de México, CDMX

© 2023 por Rigor Mortis.

Las ilustraciones de este sitio pertenecen a sus autores.